Google+ Followers

22 de junio de 2013



LOS OJOS MÁS HABITADOS DEL MUNDO


La Habana, Plaza de la Revolución, marzo de 1960.
Un barco ha estallado en el puerto. Setenta y seis obreros muertos. El barco traía armas y municiones para la defensa de Cuba, y el gobierno de Eisenhower ha prohibido que Cuba se defienda.
La multitud cubre las calles de la ciudad.
Desde el podio, el Che Guevara contempla tanta furia reunida.
Tiene la multitud en los ojos.
Korda toma esta foto cuando los barbudos llevan poco más de un año en el poder.
Su diario no la publica. El director no le ve nada especial.
Pasarán los años. Esa foto será un símbolo de nuestro tiempo.

Eduardo Galeano

20 de junio de 2013


CONTRADICCIÓN

Hay silencios que quiebran los cristales
y gritos que estrangulan las gargantas.
Besos que despedazan con sus garras
y gestos de desdén que te encadenan.

Hay ojos que te escuchan,
oídos que te miran,
manos siempre vacías
y pasos que conducen al abismo.

Hay rostros que son máscaras de cera,
corazones de plástico lavable,
caricias calculadas a granel
y lágrimas de agua embotellada.

Hay desnudez lasciva,
lascivias revestidas de inocencia,
recuerdos disipados en el aire
y olvidos que caminan de tu mano.

Hay zapatos de plumas
y alas de mármol negro,
que jamás emprendieron el vuelo,
hojalata de catorce quilates
y moneda en papel inundada de lluvia

Pero yo sé que existe en lo profundo
una reserva de oro inalterable.
Y eso es lo que me mueve
eso es lo que de Nada
me convierte en el Todo
que palpita y que canta en la danza del aire.

18 de junio de 2013


¿Principio de novela?




DÍAS DE CENIZA

-Zumo de naranja.
Es la voz de él, delgada, irreconocible. Una voz de ultratumba. No puede ser la misma que prodigaba frases ingeniosas en las elegantes reuniones de su casa en la calle Goya. Aunque aquella era una mansión, otro barrio, no la especie de refugio en el suburbio donde ahora viven. Solo con cerrar los ojos puede verlo. Varonil. Imponente dentro de su uniforme caqui de capitán en días de sol y de abundancia, a pesar de las desilusiones y las lágrimas. Ahora el sol se ha apagado. Juana piensa que ya no amanece nunca. La calle solo se ilumina de vez en cuando por el estallido de las bombas. Sus hijas y ella caminan como espectros, a tientas, por entre los muebles que quedan. Hicieron astillas el aparador de caoba y la cómoda de palo santo y fueron echándolos al fogón, pero no lograron calentar la casa. 
        Como si las maderas nobles fuesen solo de adorno y careciesen de poder calorífico.   

16 de junio de 2013

Te has colado



TE HAS COLADO EN MIS SUEÑOS

Te has colado en mis sueños sin permiso.
No sé cómo llamarlo.
¿Atrevimiento? ¿Acoso? ¿Desvarío?
Como viento del sur, nocturno y húmedo,
me acaricias el rostro con expresión famélica
y en tus dedos te llevas una lágrima
como un triste trofeo.
¿En qué sima te escondes
que no puedo encontrarte en la vigilia?

¿Por qué te escondes como amante esquivo
si a las nubes me impulsas
cual criatura ingrávida?
Mas luego, al despertar,
vuelvo a reptar en tierra
y tú te desvaneces,
te borras,
te diluyes,
te eclipsas tras el sol como luna de estío.

A PILAR BARDEM Hay pilares de mármol menos sólidos que ella, fontanas menos limpias, y vanguardias que quedan trasnochadas cu...